Crítica de Odio (David Moody)

3 Comments

Publicada en La web del Terror
Sinopsis: Podría sucederte a ti. Un día, como siempre, vuelves de trabajar, juegas con tus hijos, das a tu mujer el beso de buenas noches... y al día siguiente te despiertas convertido en un asesino. Danny McCoyne es un hombre normal, un joven padre de familia que pasa sus días entre su anodino trabajo como administrativo y su familia. Danny no es la clase de persona que resuelve sus asuntos de forma violenta. Por eso no comprende la ola de violencia que está sacudiendo la ciudad. Danny se pregunta si se trata de algo más que unos pocos casos aislados hasta que los noticiarios se llenan de historias que tienen como protagonistas a los hostiles: personas normales que han comenzado a protagonizar ataques salvajes cuyo objetivo son amigos, familiares y desconocidos.

Reseña: Un grupo de activistas a favor de los derechos de los animales consigue acceder a las instalaciones de unos laboratorios en los que se realizan experimentos con primates. Una vez en el interior, el científico responsable de la investigación les advierte de los peligros que conllevaría su acción, puesto que todos los ejemplares se encuentran infectados por una variación del virus de la rabia. El objetivo era encontrar una cura para la violencia, suprimiéndola de nuestra estructura genética. Sin embargo, el remedio se convirtió en algo peor que la enfermedad… Así comenzaba «28 día después», la película de Danny Boyle que reinventó las historias sobre zombies y volvía a popularizar el género. De forma simultánea, la crítica social implícita en su argumento reflejaba la ideología de Hobbes («El hombre es un lobo para el hombre»), haciendo reflexionar al espectador sobre el rumbo que está tomando la humanidad y las consecuencias de su violento comportamiento, no a largo, sino a corto plazo.

«Odio» se basa en una premisa muy similar. De hecho, son bastantes las semejanzas entre ambos y nos hace preguntarnos hasta qué punto la novela de David Moody es verdaderamente original: el escenario en el que transcurren los acontecimientos es la ciudad de Londres; las personas enfermas de violencia reciben el nombre de  «hostiles» (en la película se los llamaban «infectados»); entre los síntomas que exhiben destacan una fuerza y velocidad superiores, así como unos sentidos más desarrollados; la historia se desarrolla en un margen temporal muy breve (apenas diez días); la presencia militar al final de la historia… Quizás el rasgo más significativo del libro sea su protagonista, David McCoyne. Este personaje es el principal narrador de la historia, describiéndonos con gran precisión su rutina diaria (la frustración en su trabajo, el distanciamiento con su esposa, las constantes peleas entre sus hijos, el estrés de la vida urbana, etc.). El propio McCoyne se dirige al lector, transmitiendo la impresión de que utiliza el relato para desahogarse ante lo que considera una vida desperdiciada que solo puede empeorar, tal y como ocurre, pero no de la forma que él esperaba.

El autor sabe alternar estos episodios de normalidad con los inexplicables ataques de odio entre completos desconocidos, descritos en tercera persona y que proporciona un distanciamiento respecto al relato de McCoyne. Es decir, David Moody pretende mostrar que la violencia, aunque siempre esté presente, bien a través de los medios de comunicación o en nuestra vida diaria, tiende a infravalorarse hasta que nos afecta de forma personal. Adviértase que tras los primeros estallidos de violencia en los que se ve implicado, consigue reponerse lo suficiente para continuar con su vida como si nada hubiese ocurrido.

Es más, conforme los acontecimientos van adquiriendo una dimensión cada vez más preocupante, observamos cómo las personas tienden a aislarse y buscar un culpable. En ese momento, se produce un interesante punto de inflexión en la novela, cuando somos incapaces de distinguir entre los  «hostiles» y las personas corrientes, pues ambos acaban desarrollando el mismo comportamiento y compartiendo la misma razón para hacerlo, defenderse para sobrevivir. Un aspecto que recuerda a «Soy leyenda» (Richard Martheson) por el binomio que plantea sobre normalidad y anormalidad, bien y mal.

Sin embargo, es también cuando la novela empieza a precipitarse de forma irremediable. En apenas cincuenta hojas, David Moody nos explica la causa de la «enfermedad», así como otros aspectos igual de importantes de la trama en un final abierto lleno de interrogantes. Obviamente, «Odio» es la carta de presentación de una trilogía bastante parecida a la saga «Autum», del mismo autor. Por subsiguiente, el lector se ve obligado a adquirir los volúmenes posteriores para conocer el desenlace, sobre todo con semejante resolución de la primer parte, demasiado predecible y que nos recuerda a las palabras del  escritor suizo Herman Hesse dijo: «Cuando odias a una persona, odias algo de ella que forma parte de ti mismo. Lo que no forma parte de nosotros no nos molesta.»

Por tanto, «Odio» quizás no consiga inspirar ese sentimiento de aversión, sino indiferencia ante la clásica novela apocalíptica que repite los mismos esquemas de libros y películas anteriores, con la única diferencia de proporcionar un personaje atractivo, por paradójico que pueda resultar, gracias a su normalidad y semejanza con el tipo de lector al que va destinado esta novela. Una novela entretenida sin demasiadas pretensiones. Al fin y al cabo, odiar a alguien (o algo) es concederle demasiada importancia.

LO MEJOR: El personaje de David McCoyne. La teoría sobre la violencia de imitación.

LO PEOR: El argumento es bastante similar a la película «28 día después» (Danny Boyle, 2002). A partir de la transformación de un personaje clave los acontecimientos se precipitan. El final abierto y previsible.

Sobre el autor: David Moody nació el 19 de noviembre de 1970 en Birmingham (Inglaterra). Desde niño se aficionó a la lectura y al cine de terror y ciencia-ficción.

Trabajó en un banco antes de dedicar su tiempo a la escritura. Su primera novela publicad, que pasó sin pena ni gloria en las librerías, fue “Straight To You” (1996).
Con “Autumn”, libros que lanzó en Internet con éxito, alcanzó resonancia internacional. Una de sus historias apocalípticas con virus letales será llevada al cine por Steven Rumbelow.
La serie “Autumn” se compone de los libros “Autumn” (2005), “The City” (2005), “The Human Condition” (2005) y “Purification” (2005).
Odio” (2006), novela sobre violencia urbana, llamó la atención de Guillermo Del Toro, quien producirá una adaptación para la gran pantalla que contará con la dirección de Juan Antonio Bayona (“El Orfanato”).
Trust” (2006) y “Dog Blood” (2009) son otras novelas escritas por David Moody.

3 comentarios:

  1. Good day! This is my first comment here so I just wanted to give a quick shout out and say I genuinely enjoy reading through your articles.
    Can you suggest any other blogs/websites/forums that cover the same subjects?
    Thanks for your time!

    Here is my homepage; Cardsharing

    ResponderEliminar
  2. Cuando la continuación de este libro? Me encantó y llevo mucho tiempo esperando!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días Rachel, considerando que las ventas no cumplieron las expectativas de la editorial es bastante difícil que publiquen el resto de la trilogía en nuestro país. :(

      Eliminar

-->