Crítica de Sushi para principiantes (Marian Keyes)

4 Comments

Sinopsis: Lisa, editora de una revista de moda londinense, se cree genial. Lo tiene todo: un novio fotógrafo guapísimo, se viste de Prada, solo va a los sitios fashion... Pero de repente la mandan al fin del mundo, a lanzar una nueva revista en Dublín, donde ni siquiera habrá una tienda de Versace, ni de Moschino, ni de nadie que valga la pena. Primero se pone furiosa y luego se deprime, pero Lisa no es una perdedora. Su nuevo jefe es bastante atractivo pero al parecer tonto, ya que no le hace caso. Prefiere, aunque parezca inconcebible, a su ayudante Aslhing, modesta, trabajadora, buena chica, sufridora de primera categoría, la que siempre quiere ayudar a todos...

Reseña: Comer sushi representa la apertura de los sentidos hacia una experiencia llena de contrastes. De igual modo, implica una prueba para nuestra tolerancia, pues es necesario ignorar cualquier prejuicio ante lo diferente para poder disfrutarlo. Un plato basado en los detalles, capaz de cambiar por completo nuestra percepción con un solo bocado.

La novela de Marian Keyes se inspira en este manjar de la gastronomía japonesa para ilustrar una historia basada en los cambios y en la actitud de las personas hacia los mismos a través de sus dos protagonistas. A pesar de que Lisa y Aslhing son dos mujeres completamente antagónicas en la apariencia o en estilo de vida, Keyes demuestra  que las diferencias solo existen cuando nosotros las establecemos. De hecho, Sushi para principiantes representa un punto de inflexión respecto a sus anteriores obras, marcando el inicio de la nueva etapa literaria de su autora que terminaría por consolidarla como una de las creadoras del género chick lit, junto a otras grandes escritoras como Jane Green (Mi vida con el hijo de Linda), Lisa Jewell (¿Y tú lo has encontrado?), Olivia Goldsmith (Jóvenes esposas) o Frances Clementis (El club de las golosas).

 En apariencia sencilla, esta obra encierra una gran complejidad. Advirtamos que, por primera vez en su bibliografía, Marian Keyes abandona los personajes más jóvenes para centrase en otros más adultos. En consecuencia, los conflictos son mucho más complejos y también el humor se vuelve más sofisticado. No obstante, la autora continúa siendo fiel a los principales rasgos que siempre la han caracterizado, como la ironía, el optimismo y los finales felices. Al igual que Jane Austen, Keyes procura que todas sus historias terminen de forma positiva para sus protagonistas, con independencia de las circunstancias.

 Narrada desde dos perspectivas diferentes, Sushi para principiantes es un libro rico en detalles y delicioso en su lectura. El primer encuentro entre Lisa y Aslhing en el supermercado cuando todavía no se conocen, la obsesión de Corland por modificar la decoración de su casa ante su propia incapacidad para cambiar de actitud, la deprimente percepción del mundo de los humoristas cuando se apagan los focos y bajan del escenario… Resulta imposible decidirse por una escena concreta, pues el libro carece de los desniveles narrativos o los personajes histriónicos de títulos anteriores. Podría decirse que Marian Keyes estableció el precedente para que Lauren Weisberg su primer (y hasta la fecha único) éxito, El diablo viste de Prada. El aparente glamour de las revistas femeninas queda eclipsado por las historias de sus trabajadores, quienes viven en un mundo demasiado centrado en las apariencias para valorar a las personas más allá de las etiquetas que muestran nombres como Prada, Gucci o similares. En ese aspecto radica la esencia del libro, la felicidad no depende de lo que queremos, sino en lo que realmente necesitamos.

 En definitiva, puede que el sushi no sea plato de buen gusto para todos, pero podemos afirmar que Sushi para principiantes es, sin lugar a dudas, un libro pensado para ser disfrutado desde el primer hasta el último bocado, y todavía tendremos ganas de rebañar el plato.

Sobre la autora: “Marian Keyes es una de las novelistas irlandesas más exitosas de todos los tiempos y se la considera una de las creadoras del género de la chick lit (o “literatura para chicas”). Nació en 1963 en la localidad de Limerick, estudió Derecho en Londres y allí comenzó a trabajar como contable, período de su vida que ella misma califica como triste y aburrido.

Tras superar sus problemas con el alcohol, en 1993 decidió presentar a una editorial una serie de relatos cortos, diciéndoles que preparaba una novela. Ese pequeño engaño fue el que la convirtió en escritora de verdad. La editorial quiso ver esa novela, así que Marian no tuvo más remedio que ponerse a escribir el que sería su primer gran éxito, Claire se queda sola (1995), traducida hasta el momento a 33 idiomas y que llegó en 2003 a los lectores españoles de la mano de Plaza & Janés, la editorial que ha publicado todos los libros de la autora irlandesa en España.

En 1997, Keyes regresó a su país de origen, a Dun Laoghaire, donde actualmente reside con su marido Tony. Desde 1996, Marian se dedica plenamente a la escritura. Además de colaborar con cuentos y artículos para diversas publicaciones, suma hasta el momento diez novelas, todas ellas best sellers, con las que lleva vendidos la suma de veintitrés millones de ejemplares en todo el mundo.

Aunque sus libros no están escritos como si de una serie se tratara, algunos de ellos podrían agruparse en torno al epígrafe de “La familia Walsh”. Comenzando por Claire se queda sola y pasando por Rachel se va de viaje, Maggie ve la luz, ¿Hay alguien ahí fuera? o Bajo el edredón, en cada uno de ellos hay un personaje del citado clan que afronta una problemática diferente. Desde sus novelas, Marian Keyes aborda situaciones difíciles propias de la vida cotidiana y muchas veces centradas en las relaciones interpersonales, como la adicción a las drogas, la depresión y otras enfermedades graves, la violencia doméstica, la falta de autoestima o la infidelidad, siempre tratándolas con compasión, sentido del humor y esperanza.

Se considera una persona muy autocrítica y confiesa ser ex alcohólica, adicta a los zapatos y una nulidad en la cocina. ” (Qué Leer)


4 comentarios:

  1. Hola, he descubierto el blog a través de Criticón 5.1 :) Marian Keyes es una de mis autoras pendientes. Este libro es uno de los que tengo apuntados para empezar con ella. ¡¡Por lo que cuentas tiene más que buena pinta!! Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Marina,

      En primer lugar quisiera darte la bienvenida a Doble Lectura, y más sabiendo que has tenido conocimiento sobre este blog a través de mi buen amigo Criticón 5.1, a quien apreció y admiro muchísimo (y a partir de ahora mucho más).

      Si vas a empezar con Marian Keyes creo que Sushi para principiantes y Por los pelos son dos de sus mejores libros, pues representa la etapa más adulta de la autora y son con los que más he disfrutado, aunque Susy Sullivan se casa y Un hombre encantador también son lecturas entretenidas, aunque de menor calidad narrativa.

      Me encantaría que cuando lo leyeses me dieses tu opinión, pues me gusta compartir impresiones con mis seguidores.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias por tus recomendaciones :) Están ya ambos libros anotados. Cuando lo lea, pasaré a comentarte. Por cierto, enhorabuena a ambos por la colaboración que habéis comenzado. Un abrazo.

      Eliminar
    3. Estoy segura de que disfrutarás con los tres, mientras espero paciente tu opinión. De hecho, creo que debería hacerle un ciclo. ;)

      Muchas gracias por tu comentario sobre Basada en, estamos muy entusiasmados con el proyecto. :D Un saludo

      Eliminar

-->